Avisar de contenido inadecuado

El Inter nos invita a recordar goleadas superclásicas

{
}

milito gol al milan

Inter y Milán terminaron hace minutos el clásico de la Madonnina con un resultado aplastante a favor del nerazzurri por 4 a 0.

m&m  fue el dulce que los de Mourinho le vendieron al rossonero para abrir el tanteador; primero un golazo de Thiago Motta tras una serie de toques precisos de quien hacía las veces de visitante en San Siro, e instantes después Milito con un remate seco al servicio de un calcio di rigore. Sneijder y Etoo del mismo bando, un partido bárbaro del ex Madrid y buen volumen de juego de parte del camerunés sirvieron para hacerse fuerte en su primer duelo milanés. Tanta fue la diferencia que al descanso Inter propinó otro 2 cachetazos mortales con un gran gol de Maicon (cuántos laterales del mejor nivel tiene Brasil?!) y la final expulsión de Gattuso para afrontar el resto del encuentro en desigualdad de condiciones.  Y con uno menos, 3 goles abajo y sin su gladiador todo esfuerzo sería en vano. Y así fue que a media máquina el tetracampeón le hizo precio sumándole una diana a la tripleta inicial. Y como no podía ser de otra manera con oreo golazo de Stankovic que le pegó desde saturno y la clavó de un ángulo tan lejano de Storari como el Milan de pelear por algo esta temporada. Con el 4-0 en el marcador sólo nos queda un interrogante y un informe por nombrar. ¿Qué problema tiene Leonardo con el eterno Maldini recientemente retirado con 40 años y 56 derbis en su carrera? Digo porque lo invitó especialmente a vivir una noche de gala que terminó siendo de luto total.

Y con semejante título que nos regala el resultado final, nos proponemos recordar un poco algunas de las goleadas que marcaron historia en una ciudad, en una provincia o a nivel nacional, resonando por mucho tiempo en las charlas del bar. El 8-1 de River a Gimnasia de Jujuy o el de Independiente a Argentinos Juniors, o bien el 7.0 de lanús  Ferro a principios de siglo, o si se quiere el 6-1 de Gimnasia, San Martín de Tucumán y Chicago a Boca son apenas perlitas que quedan en el tiempo, en comparación a la trascendencia de humillar al rival de toda la vida, de pisotearla en el mano y gastarlo por toda la eternidad.

Hace no mucho tiempo y por Champions League el clásico de la Madonnina se lo llevó el Milan por 6 a 0 presentándole frente a frente al nerazzurri su chapa de equipo copero. La temporada pasada el Barcelona se llevó la triple corona para ser uno de los mejores equipos del planeta fútbol, pero eclipsado hubiera sido si no hubiera ganado en los clásicos. El derby en la Casa Blanca se lo llevó con un festival de fútbol y goles 6 a 2. Para desctacar por parte del madridista una goleada perteneciente a la Copa del Generalísimo, en 1943, cuando los merengues masacraron 11-1 al Barça. 

En Argentina hay historias de ficción que pasaron a la realidad en cada clásico, que sabemos aquí son `a muerte´. Estudiantes tiene de hijo hace años a Gimnasia en el clásico de La Plata, y títulos aparte, el mayor regocijo pinchas fue un 15 de octubre de 2006 cuando le hicieron 7 al lobo, sí 7! ¿qué te parece?. Y esta misma tarde le hizo 3 más por la 2da fecha del torneo Apertura para golearlo y no perder un duelo platense hace ya... no recuerdo cuanto tiempo. Más parejo en grandeza e historial es el Rosario Central-Newell´s, pero si de mano a mano hablamos el canalla se relame, siendo la máxima 9 a 3 en 1908, pero la más recordada el famoso 4 a 0 y se fueron. La tarde del 17 de noviembre del 97 cuando Central lo pisoteaba y con lujos movía el balón por todo el terreno de juego contra un Ñuls enloquecido que pegaba y veía como 4 jugadores se iban a las duchas antes de tiempo. De esta manera la lesión de uno de sus defensores, puesta en duda por la opinión pública canalla, obligó al árbitro a suspender el partido antes de tiempo por no contar los rojinegros con la cantidad de futbolistas mínimos. 

En 2003 San Lorenzo recibió a un Huracán descendido y lo mandó a 2da con un 4 a 0 letal. Por su parte el superclásico no cuenta con abultadísimas victorias, y apenas podemos nombrar el resultado 5 a 1 que se dio 3 veces, 2 a favor de Boca (59 y 82) y 1 para River (41). También podemos recordar un 4-1 del pre dream team xeneize a River en la Bombonera en 1996, y aquel 4 a 0 amistoso en Mar del Plata que no pudo finalizar por hechos de violencia hace 6 años. 

Que lindos son los clásicos, quien los haya vivido dentro o fuera del verde césped, bien lo sabe! y ganarlos por goleada es impagable...

{
}
{
}

Deja tu comentario El Inter nos invita a recordar goleadas superclásicas

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre